Excelente informe: El calcio en el Reino Vegetal por La Casa de Silvana

Excelente informe: El calcio en el Reino Vegetal por La Casa de Silvana

Mantener los huesos fuertes depende más de prevenir la pérdida de calcio del organismo que de incrementar la ingestión de calcio.

Existe un concepto totalmente erróneo que supone que los lácteos son la mejor y más confiable fuente de calcio. Por el contrario al dejar un residuo ácido en el organismo tienen un efecto contrario.

La leche es sólo para el lactante. Los adultos carecen de la enzima adecuada para su buena digestión.

Por qué las publicidad nos vende los lácteos y los prioriza como más que indispensables?

La industria láctea es un gran poder fáctico.

La no ingesta de lácteos en general se asocia a la Osteopenia y la Osteoporosis.

Estas enfermedades no existían en la época de nuestras abuelas. Se preguntaron por qué?

Una respuesta podría ser que no se habían descubierto, que hoy gracias a la ciencia las podemos prevenir.

Mi respuesta es:

“ La aparición de la Osteoporisis en la vida actual, sobre todo en la civilización occidental no es sólo debida al envejecimiento. Es producto de un mal estilo de vida, de una alimentación antinatural.”

Los huesos de un recién nacido son mucho más lábiles ya que son ricos en una sustancia elástica llamada cartílago y poco mineralizados. Estos se van mineralizando a medida que el bebé crece. Así el calcio y el fósforo se van depositando y formando huesos fuertes y esto va a depender mucho de la alimentación.

El calcio de los alimentos se absorbe en el intestino delgado y se elimina por orina.

Si se hace un análisis y sale exceso de calcio en orina significa que el cuerpo no lo absorbe.

Hay estudios que demuestran que no todas las personas son afectadas del mismo modo por los lácteos.

En la raza blanca afecta en general menos (15%) que en la negra (90%) y más en los sudamericanos (75%).

Existe una etnia del Cáucaso que tiene una mutación genética que les permite metabolizar la lactosa de la leche.

En general se estima que un 70 % de la población mundial pierde la capacidad de digerir la lactosa.

Las mujeres de piel blanca, cabello rubio y origen europeo tienen mayor facilidad de tener osteoporosis.

Las razas negras sufren menos osteoporosis.

Las proteínas animales dejan residuo ácido en el organismo y su exceso favorece la descalcificación.

En el consumo de lácteos sumamos un doble residuo ácido.

Los países que consumen mayor cantidad de lácteos son los que tienen el más alto índice de osteoporosis.

Para romper con los mitos voy a darles una pequeña síntesis de los alimentos sugeridos, excelentes fuentes de calcio asimilable.

Se deberá tener en cuenta evitar los alimentos que inhiben la buena absorción del calcio.

Estos son los refinados como harina y azúcar blanca, los subproductos con ellas elaborados; arroz blanco; té y café negros, chocolate; yerba mate no estacionada y no orgánica.

Esto no significa no comer nunca un chocolate ni probar un café. Hacerlo en forma moderada, dándose un gusto cada tanto.

Tomar mate con una yerba orgánica combinada con hierbas.

Agregarle Cola de Caballo hierba que contiene sílice muy buena para los huesos y Congorosa que neutraliza la acidez y 1 cucharadita de canela en polvo.

Otra opción es poner una ramita de canela en el agua.

El exceso de proteínas animales, sobre todo la carne hace que se elimine calcio por orina, lo mismo ocurre con el consumo exagerado de la sal común. No ocurre lo mismo con la Sal Rosada de Himalaya, ésta por el contrario aporta calcio.

La carne contiene mucho azufre en relación con el calcio y éste inhibe su absorción. La sal refinada en exceso no permite la fijación de la vitamina D. Una alimentación muy rica en carne conlleva a la desmineralización de los huesos. Por el contrario las proteínas vegetales protegen la pérdida ósea y la osteoporosis.

El exceso de alcohol favorece la descalcificación ósea, dado que inhibe absorción por intestino. Eso no significa no tomar nunca vino. Una copita de un bueno vino estacionado cada tanto nos eleva las endorfinas.

Las gaseosas en general inhiben la absorción del calcio. En principio por la presencia de azúcar refinada.

Las bebidas colas por ésta última que se asocia al calcio eliminándolo. Además contiene fósforo que también se asocia al calcio.

La nicotina presente en el cigarrillo tiene un efecto antiestrogénico. Acelera la eliminación de estrógenos por la orina, induce a la menopausia precoz. Esto hace que se absorba menos calcio, disminuya la masa ósea y favorece las fracturas.

Las fracturas de cadera son más comunes en las mujeres fumadoras.

Al tomate se le debe retirar las semillas ya que por sus oxalatos no permiten absorber el calcio.

El flúor es altamente tóxico perjudica los huesos.

Me refiero al flúor químico, nunca al natural presente en los alimentos.

Ciertos medicamentos favorecen la descalcificación.

La Heparina utilizada como anticoagulante durante mucho tiempo; los corticoides; el Metotrexato que se utiliza en la artritis reumatoidea; anticonvulsivantes; hormonas tiroideas y ciertos diuréticos favorecen la eliminación del calcio.

Los corticoides, los antiácidos que contienen aluminio y ciertos antibióticos frenan la absorción del calcio.

Alimentos sugeridos:

  • Tofu (queso de soja)
  • Miso, producto fermentado de la soja
  • Semillas oleaginosas: sésamo integral, almendras, amapola, lino, chía, girasol, nueces, castañas naturales sin salar, avellanas
  • Brócoli, excelentísima fuente de calcio
  • Repollo
  • Perejil
  • Hojas de Nabo
  • Hojas de remolacha
  • Brotes de Alfalfa
  • Los troncos de la lechuga, la parte blanca son muy ricos en calcio
  • Algas marinas
  • Levadura de cerveza virgen
  • Germen de Trigo Natural
  • Mijo pelado
  • Garbanzos
  • Chauchas
  • Huevos

En menor cantidad nos aportan calcio las siguientes frutas y verduras crudas: ananá, melón (fundamental para fortalecer los huesos pelvianos en el embarazo y los huesos del bebé), banana, frutilla, naranja, ciruela, damasco, durazno, frutilla, higo, manzana, mandarina, limón, acelga, lechuga (sobre todo los tallos blancos), hinojo, espinaca, espárrago, palta, papa, pepino, morrón.

Es fundamental consumir cotidianamente:

2 cucharadas de postre de semillas oleaginosas molidas: sésamo integral, chía, amapola y/ o almendras.

Mezclarlas entre sí por partes iguales o ir alternando entre las sugeridas. Son la fuente más grande calcio.

Lo ideal es molerlas para facilitar su absorción. Las almendras se pueden masticar e insalivar bien pero el sésamo, la chía y la amapola se deben moler ya que son tan pequeñas que se eliminan por orina.

A lo largo de la semana incorporar las semillas de girasol, lino o las castañas de cajú naturales, que tienen menos calcio pero concentran una óptima cantidad de magnesio y éste favorece la mejor absorción del calcio.Las semillas de lino contienen lignanos que trabajan sobre el sistema hormonal femenino.

El Magnesio presente en las nueces, semillas de girasol, sésamo, bananas, vegetales verdes como la espinaca, coles, lechuga, naranjas, tomates, fija el calcio en los huesos

La Levadura de Cerveza Virgen es una excelente fuente de vitaminas del grupo B. También contiene calcio. Por lo cual no sólo nos aporta calcio asimilable sino que favorece su absorción y fijación. Se recomienda consumir 2 cucharadas de postre diarias.

El Germen de Trigo natural (sin tostar), es ideal para mantener la lubricación de las articulaciones. Consumir 2 cucharadas de postre diarias.

Se puede mezclar el germen con la levadura por partes iguales, Consumir en total 4 cucharadas de postre de la mezcla.

Tanto las semillas oleaginosas como la levadura y el germen se pueden combinar con frutas, excepto cítricos, sandía o melón. O bien espolvorear sobre los cereales o féculas o bien incorporar a la sopa.

Incluir los aceites de primera presión en frío. Estos cumplen muchísimas funciones en el organismo. Respecto a huesos y articulaciones favorecen la lubricación de éstas. O sea no sólo debemos cuidar que nuestros huesos mantengan su masa ósea sino también las articulaciones. Ya que los huesos están separados por éstas. A esto también contribuye el germen de trigo.

Consumir cotidianamente y en crudo un mínimo de 3 a 4 cucharadas de postre de aceite de girasol de primera presión en frío.

Por el momento es el único que existe en nuestro país y es fuente de omega 6. Ir alternando con el de oliva, ya que los aportes nutricionales son diferentes. La variación es fundamental.

Incluir el aceite de lino de primera presión en frío (omega 3) del cual se debe consumir sólo una cucharadita tamaño té diaria.

Este es un aceite de muy fácil oxidación, se debe guardar en la en la heladera.

Se puede combinar con las frutas, excepto cítricos dulces. Puede ir en un jugo de verduras o bien en la ensalada combinada con el aceite de girasol.

No mezclar con otro aceite convencional, ya que anula sus valores terapéuticos.

No beber directamente en la boca. Siempre debe ir mezclado con alimento.

Consumir aceite de sésamo de primera presión en frío. Una a dos cucharadas varias veces a la semana. Excelente fuente de calcio.

Algas marinas molidas. Consumir 1 a 2 cucharadas de postre diarias.Espolvorear directamente sobre la ensalada o el cereal.

Pueden ser las Wakame o Porphira nacionales o bien la Hitziki.

La Vitamina C, favorece la absorción y fijación del calcio.

Tofu: consumir unos 300 a 400 grs. semanales. Es fundamental que sea orgánico.

100 grs de tofu duro aportan 665 mg de calcio.

Miso: es una pasta de soja fermentada que favorece la mejor absorción del calcio.

Es muy salado, lo deben evitar los hipertensos.Consumir 1 cucharadita tamaño té diaria.

Consumir miso orgánico.

La Maca, es una raíz peruana muy rica en calcio y que a su vez contiene fitoestrógenos que favorecen su mejor absorción. Estas fitohormonas al igual que las de la soja, benefician a ambos sexos.

Consumir dos cucharadas tamaño postre diarias mezcladas en un jugo o bien en una leche vegetal natural.

Es uno de los mejores preventivos de la osteoporosis.

Microalga Espirulina, es un alga de aguas dulces muy rica en calcio.

Se puede consumir en polvo o bien en comprimidos.

La Cola de Caballo es una hierba muy rica en sílice, ideal para los huesos. Tomarla en infusión o bien combinada con yerba mate orgánica.

O bien en forma de Tintura Madre.

El Romero actúa a nivel hormonal y la Ortiga es remineralizante.

Al igual que la Cola de Caballo se pueden tomar en infusión o en forma de Tintura Madre.

Evitar el Romero en la hipertensión arterial.

Brotes de Alfalfa: 100 grs. de estos aportan la cantidad de calcio que un adulto precisa en un día.

Lo ideal es que procedan de semillas orgánicas.

La Alfalfa tiene también un leve efecto estrogénico.

La Palta es muy rica en vitamina D necesaria para la buena absorción y fijación del calcio.

La Cebolla favorece el desarrollo del tejido óseo.

Las Coles por su contenido en boro previenen la pérdida de estrógenos que ayudan a fijar el calcio en los huesos. Además contienen Vitamina K que evita las fracturas de los huesos. Esta vitamina fija el calcio.

Té Banchá, aporta mucho más calcio que la leche.

El Mijo pelado es un cereal muy rico en calcio y a su vez es un fijador del calcio.

Leches Vegetales, sobre todo de almendras y avena, tienen alto contenido en calcio.

La Canela, excelente fuente de calcio. Es un elemento más porque el consumo diario es mínimo, pero conviene incorporarla a nuestra alimentación. Lo ideal son las infusiones de Canela en rama.

Y un ingrediente indispensable e infaltable: tomar Sol . La vitamina D fija el calcio.

Las pantallas solares no permiten que el sol llegue y son factor de demineralización.

Hacer actividad física, sobre todo aeróbica, favorece también la buena absorción y fijación del calcio.

El estrés es también un factor fundamental, puede inhibir la buena absorción del calcio.

Solución de plata Coloidal

-Estimula el crecimiento de los huesos.

A finales de los años 70 del siglo pasado el ya mencionado doctor Robert O buy tamiflu. Becker descubrió, mientras estudiaba la capacidad de regeneración de los tejidos humanos, que la plata coloidal promueve el crecimiento del hueso. Y observó que además eliminaba las infecciones circundantes sin dañar los tejidos sanos y reducía en un 50% el tiempo de convalecencia en casos de fracturas.

He dado algunas proporciones. Estas se refieren a los adultos, en los niños son menores. De todos modos esto es a título informativo y no reemplaza la orientación del profesional competente.

Leche de vaca y salud

Existe un preconcepto que la leche vacuna es la mejor fuente de calcio o bien se suele aconsejar comer queso o tomar yogur.

Esto no es así. La leche de vaca es para alimentar al ternero que debe duplicar su peso en 47 días y llegar a pesar unas 300 libras en un año.

El hombre es la única especie que bebe leche de otra especie y que además la sigue tomando pasada la infancia.

El bebé nace preparado para tomar leche, obvio la materna. El recién nacido es lactante por naturaleza y su intestino contiene una enzima: la lactasa que es la que digiere adecuadamente la leche. Esta enzima comienza a disminuir hacia los 5 años hasta desaparecer totalmente. Los adultos carecen de ella. De ahí que la leche les produzca inflamación, diarrea, gases, etc.

La ingesta sobre todo de leche y sus derivados, genera grandes problemas de salud, amén de no aportar calcio asimilable. Por el contrario aumentan los dolores óseos y articulares, genera un medio ácido en el organismo, produce mucosidad y puede dañar seriamente el páncreas.

Dosis de Calcio

Tipo de persona (Dosis necesaria)

bebés y niños, dependiendo de la edad (350 – 550 mg/día)

chicas (800 mg/dia)

chicos (1000 mg/día)

adultos (hombres y mujeres) (700 mg/ día)

mujeres en periodo de lactancia (550 mg/día extra)

 

Fuente: luzvida

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *